¿Qué sabes sobre el curioso origen de la neurociencia?

Redacción: Por la Línea
cerebro

Vivimos una época en la que la raíz «neuro» se ha puesto de moda al punto de querer anteponerla a todo lo que se le desea dar cierto toque de modernidad.

Pero muy pocas personas usuarias de esa «moda» conocen realmente el punto de partida de la neurociencia.

En 1936, el fisiólogo alemán Otto Loewi (1873-1961), conocido como el «padre de la neurociencia» recibió el Premio Nobel de Medicina por sus contribuciones al conocimiento de la transmisión química de los impulsos nerviosos.

Pero quizás nunca hubiera recibido esa distinción ni sería conocido como el «padre de la neurociencia» si no fuera por sus sueños.

Ya a comienzos del siglo XX Loewi había desarrollado la teoría de que las señales nerviosas posiblemente se transmitieran usando instrucciones químicas. Pero no encontraba cómo probar su idea.

Muy pocas personas usuarias de esa "moda" conocen realmente el punto de partida de la neurociencia.Ya a comienzos del siglo XX se había desarrollado la teoría de que las señales nerviosas posiblemente se transmitieran usando instrucciones químicas.

La solución le llegó como por arte de magia dos décadas más tarde, en 1920.

Tuvo un sueño en el que encontraba la manera de probar su teoría. El médico contó que se despertó en medio de la noche y anotó lo que había soñado.

Sin embargo la mañana siguiente encontró, para su gran desilusión, que ¡no recordaba lo que había soñado ni tampoco entendía lo que había escrito!

Por suerte para él -y para el mundo de la ciencia- volvió a tener el mismo sueño la noche siguiente y esta vez sí logró recordarlo.

El experimento de Loewi consistió en unir dos corazones mediante una cánula. Luego estimuló con pulsos eléctricos uno de los corazones para observar el efecto en el otro.

Fue así que el fisiólogo descubrió que las células nerviosas liberan sustancias químicas (neurotransmisores) en los sitios en los que se unen con otras neuronas o músculos, lo que revolucionó la neurociencia.

Compartir
0 Comentario

You may also like

Bloque de comentarios